Google+ Followers

domingo, 24 de enero de 2016

Marco 14


   Marco vino al día siguiente tal y como teníamos previsto. Me contó la situación en la que se encontraba su padre y la situación económica de su familia. Lloraba al narrarlo y a mi se me partía el alma de verlo.
- No llores, lo solucionaremos - le dije conmovido por sus lágrimas.
   Intentamos aprovechar al máximo ese fin de semana, pues hasta el siguiente no nos íbamos a volver a ver.
   Cada vez estaba más enamorado de Marco. Aquel fin de semana a él le hubiera gustado yacer conmigo.
- No me importa tu físico - me dijo mirándome a los ojos.
   Sin embargo yo preferí esperar, no me sentía seguro, no quería desnudarme ante él.
   Para mi desgracia el tiempo fue transcurriendo y llegó el lunes. Marco tuvo que volver a su trabajo y yo comencé con los trámites del préstamo. Tal y como yo había previsto el miércoles ya estaba la transferencia hecha al número de cuenta que Marco me dijo. Su padre ya tenía el tratamiento pagado. Le llamé para comunicárselo.
- No sé como te lo voy a agradecer - me dijo.
- Queriéndome como lo haces - le contesté.
   Y entre agradecimientos y te quieros pasaron casi dos horas.
- Cariño, tengo que colgar, en diez minutos entro a trabajar. 
- Esta bien, mañana te llamo - le contesté.
   Cariño, bonita palabra, no podía dejar de recordarla, de recordar su sonido a través de la voz de Marco. Que feliz me sentía. Mi operación pronto se haría efectiva. Había perdido ya setenta y ocho kilos. Marco me quería. Intuía que pronto reconocería nuestra relación en público.
   Seguramente no existiría en el mundo persona más dichosa que yo.
   Estaba tan enamorado de él que creía verle en todos lados, como aquélla vez que me pareció verle cuando iba a la consulta del doctor Ruíz, ¿ cómo iba a ser él ?, si estaba a trescientos kilómetros de distancia.
   Nos reíamos cuando se lo conté al día siguiente.
- ¿ Cómo va lo de tu operación ? - me preguntó.
- En marcha, en diez días paso por quirófano.
- Cariño, que ganas de que pase todo y que te veas como quieres.
   Otra vez me había vuelto a llamar cariño, aquello era música celestial para mis oídos.
   Ese sábado Marco llegó antes de la hora prevista, quiso sorprendermerme y tanto que lo hizo. Casi me dio un vuelco el corazón cuando le vi entrar por la cafetería del hotel.

21 comentarios:

  1. ESA SENSACION DE QUE QUIERES MAS Y MAS, A VER SI DUERMEN MIS DOS BICHITOS Y ME PONGO AL DIA

    ResponderEliminar
  2. Uf, ya lo dije antes!
    Tengo que organizarme y comenzar a leer esto!
    Me gusta!
    Abrazos!!!

    ResponderEliminar
  3. Precioso relato de verdad, tienes buen gusto a la hora de escribir, te felicito, espero con ansias la próxima lectura.

    Un besazo

    ResponderEliminar
  4. Oohhh pues me quedo deseando saber que ocurre ¿intuyo un desengaño? Besos

    ResponderEliminar
  5. Por fin parece que la vida les sonríe a ambos, a ver si no se tuerce en el próximo capítulo.
    Bss.

    ResponderEliminar
  6. pues yo intuyo desengaño, ojalá no sea así!!!

    ResponderEliminar
  7. Bueno, un poco de felicidad en la historia ^^
    A ver qué pasa en el siguiente :)
    un beso!

    ResponderEliminar
  8. yo estoy engachaita aMarcos, escribes deliciosamente, un besazo

    ResponderEliminar
  9. A ver si ahora que la cosa va bien no se tuerce, se lo merecen!!!

    ResponderEliminar
  10. Que buena miniserie! Voy a leerme las anteriores y me pongo al día.

    ResponderEliminar
  11. Siempre lo digo cuando se sube Marco, esta serie está siendo genial. Tengo que seguir leyendo.!!!

    ResponderEliminar
  12. Descubro tu blog y he de decir que me parece muy interesante la idea de una historia que se hace a lo largo de los posts. Voy a leer desde el principio para conocer mejor a los protagonistas!
    Pero enhorabuena! :)

    ResponderEliminar
  13. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  14. A ver cómo queda esto.. de momento parece que marcha pero ya veremos, me pasa como a Mir, algo me dice que no quedará la cosa así. Muaks

    ResponderEliminar
  15. Bueno la verdad es que yo ya voy adelantada leyendo otros capítulos posteriores pero he de decirte que me encanta como escribes. Un saludo.

    ResponderEliminar
  16. Hola es la primera vez que leo tu blog, y bueno la publicacion me parece un buen trabajo porque en verdad engancha no se si sea el morbo, la historia de dos hombres que al parecer estan enamorados parece predecible pero bueno solo el autor puede decidir un final que puede ser bueno o malo, pero para quien? Esa es la GRAN INCOGNITA ojala no se me olvide leer la continuacion. Saludos

    ResponderEliminar
  17. Hola es la primera vez que leo tu blog, y bueno la publicacion me parece un buen trabajo porque en verdad engancha no se si sea el morbo, la historia de dos hombres que al parecer estan enamorados parece predecible pero bueno solo el autor puede decidir un final que puede ser bueno o malo, pero para quien? Esa es la GRAN INCOGNITA ojala no se me olvide leer la continuacion. Saludos

    ResponderEliminar
  18. ¡Ainss! Muero de amor con Jaime y con Marco, son tan monos juntos ^^
    Es normal que cuando te llamen cariño te sientas pletóric@ de felicidad y más cuando te lo dice la persona de la que estás enamorad@. ¡Me encanta como narras!
    Ya espero ansiosa el siguiente capítulo
    Un beso y nos leemos <3

    ResponderEliminar
  19. Ya quiero saber que sigue, que buen relato, me gusta mucho cuando leo algo así que me meto en la historia, saludos

    ResponderEliminar
  20. Ah!!!! quiero saber que va a pasar! Por favor no nos rompas el corazón T.T jajajajaja Me encantó este capítulo.

    ResponderEliminar
  21. Pero que buen relato! Me he quedado enganchada aunque te soy sincera que me estoy quedando a me días tengo algunos capítulos sin leer así que ahora mismo me los voy a leer para agarrarle más el rollo.

    Saludos!

    ResponderEliminar